Estamos atravesando una epoca absolutamente desordenada e inconciente. Todo es más importante que nostras mismas.

La vida gira alrededor del trabajo y el dinero que nos genera ese trabajo. Cada vez pasamos más tiempo fuera de casa y no podemos ni pensar en lo que vamos a comer.

Si a esto le sumas el bombardeo publicitario y la desinformación sobre la correcta nutrición, te diría que estamos perdidos y que no tenemos esperanza.

Cómo influye la alimentación en tu bienestar emocional

Hemos crecido pensando que el único beneficio que trae la buena alimentación es físico, pensamos en no enfermarnos y en cómo nos vemos. Pero jamás asociamos la alimentación con la salud del espíritu y del alma.

Pero resulta que está totalmente ligada a nuestras emociones. Somos como una máquina perfectamente diseñada, en nuestro organismo se realizan miles de procesos químicos que se encargan de mantenernos en pie.

Se ha demostrado que el intestino es nuestro segundo (o primer) cerebro. En él es donde se encuentran y sintetizan todos los neurotrasmisores como la serotonina y la dopamina, que son los responsables de nuestro estado de ánimo.

Cuándo hay una mala alimentación, todo esto se ve afectado y ocurre un desbalance que se traduce en mal humor, nervios, ansiedad, depresión, cansancio y confusión mental.

Todos los productos procesados y llenos de azúcar mantienen dopadas nuestras células y mermada nuestra energía.

Energía

Cuando hablo de energía no me refiero a que utilizamos como combustible, me refiero a nuestro centro de poder, a la fuente de energía divina que todas tenemos dentro.

Esta energía es nuestro todo, nuestra conciencia. Pero hoy en día es casi imposible mantenerla con nosotros, la derrochamos constantemente y se nos escapa como el agua entre los dedos.

Debes comenzar a pensar en ti como un todo, una unidad: cuerpo, alma y espíritu. Para lograr un estado de elevación y conciencia plena, tienes que hacer cambios no solo en tus hábitos, si no también en tu dieta, aquí te doy un ejemplo de cómo hacerlo.

Un caos de emociones

Si tus emociones son un caos y no logras entenderte ni tu misma, probablemente es porque tienes alguna deficiencia alimentaria.

Como te dije, en nuestro intestino se sintetizan los neurotransmisores encargados de mantenernos felices y tranquilas. Pero si no ingerimos alimentos ricos en vitaminas, minerales y aminoácidos, y en cambio solo comemos productos procesados y azucarados, nuestro organismo no tiene cómo funcionar.

Mindfulness

Mindfulness es un termino utilizado para llamar a un estado de conciencia interior y de nuestro entorno, es algo así como estar en una meditación conciente y permanente.

Si quieres llegar a este estado necesitas alimentarte sanamente, para tener claridad mental y energía.

Te invito a que cambies tu chip, y que te propongas empezar un alimentación balanceada y eliminar de tu dieta todos aquellos productos que sean dañinos para tu SER.


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *